MUTISMO Y DEMÁS PROBLEMAS DEL LENGUAJE EN NIÑOS

Uno de los problemas más frecuentes es el de las dificultades lingüísticas del niño: incapacidad de pronunciar correctamente las palabras, repetición de algunos sonidos, incluso mutismo selectivo, esto es, negativa o incapacidad de comunicarse verbalmente. La reacción más típica de los padres en estos casos consiste en solicitar continuamente del niño un intercambio comunicativo, en un intento constante de corregir los defectos, integrar las palabras que faltan o, en el caso del mutismo, de empujarlo cariñosamente a hablar. También  en este caso nos encontramos ante intentos fallidos de superar la dificultad. De nuevo el problema del niño se transforma en un instrumento de poder hacia los padres, o simplemente en una forma de obtener más atenciones y mimos.

En el primer caso, en vez de intentar corregir, el padre debe fingir que no entiende y responder a las demandas del niño diciendo: Perdona, no entiendo, ¿qué quieres decir?. El niño responderá tratando de hacerse entender y, sin darse cuenta, corregirá la pronunciación y el habla. Una vez más, una pequeña frustración de la conducta que hay que corregir se convierte en el arma ganadora. Seguir leyendo “MUTISMO Y DEMÁS PROBLEMAS DEL LENGUAJE EN NIÑOS”