DICCIONARIO INTERNACIONAL DE PSICOTERAPIA: HIPNOSIS SIN TRANCE

Estado alterado de conciencia sin la presencia de un formal trance hipnótico que puede realizarse durante un ordinario intercambio comunicativo, revelado a la observación empírica por una dilatación de la capacidad perceptiva en un estado de relajación, por el cual la persona puede más fácilmente autoinfluenciarse o ser influenciada. Este estado de fuerte sugestionabilidad se produce con maniobras comunicativas que permiten al sujeto abandonar el propio estado de rigidez perceptivo-emotiva. La persona muestra una postura relajada, sin ningún signo de agitación, con los ojos bien abiertos y las pupilas dilatadas y la posible presencia de movimientos rítmicos de los párpados; su voz es clara y ralentizada en el ritmo, su atención está focalizada en el tema que se discute o sobre la acción en curso, sin ninguna señal de distracción. Y es justo esta dimensión de complacida sugestionabilidad la que permite al sujeto superar la resistencia y los bloqueos. Seguir leyendo “DICCIONARIO INTERNACIONAL DE PSICOTERAPIA: HIPNOSIS SIN TRANCE”

DICCIONARIO INTERNACIONAL DE PSICOTERAPIA: LA NOVELA DEL TRAUMA

En el ámbito de la psicoterapia breve estratégica modelo Nardone, prescripción puesta a punto por Nardone para el tratamiento del trastorno de estrés postraumático. El terapeuta pide al paciente que cada día ponga por escrito, en una suerte de narración y de la manera más detallada posible, todos los recuerdos del trauma pasado: imágenes, sensaciones, reminiscencias, pensamientos. Cada día deberá recuperar aquellos terribles momentos  vividos por escrito, hasta que sienta haber escrito ya todo lo que necesitaba decir. Una vez escrito, deberá evitar releerlo, lo meterá todo en una bolsa y, en la sesión siguiente, entregar todos sus escritos al terapeuta.

Mediante esta indicación se consiguen producir cuatro importantes efectos. En primer lugar se guía al paciente a exteriorizar todos los recuerdos, las imágenes, los flashbacks que continuamente lo rondan transfiriéndolos al papel y, de esta forma, liberándose poco a poco. El hecho de tener que volver a pasar por el trauma cada día, además, crea también una suerte de efecto de habituación respecto a los recuerdos traumáticos, que serán activamente y cotidianamente investigados por la persona para ser transcritos, y no cotidianamente sufridos como intrusivos e incontrolables. Con el transcurso de los días, pasar al papel el trágico evento permite también distanciarse gradualmente del miedo, el dolor y la rabia que ha provocado, provocándose así un cuarto efecto importante, la recolocación temporal del pasado en el pasado. El pasado, recolocado en su sitio, puede así dejar de invadir continuamente el presente de la persona y permite la construcción de su futuro. La entrega de la novela al terapeuta, finalmente, representa una especie de rito de paso, de superación del evento traumático que amplifica de manera sugestiva el efecto producido por la ejecución de la prescripción.

La novela del trauma puede ser considerada la maniobra principal y distintiva del tratamiento estratégico del trastorno de estrés postraumático, y resulta ser extremadamente eficaz para producir un desbloqueo inicial entre la primera y la segunda sesión del tratamiento.

 (Extraído de aquí)
Alicia García AguiarAutor: Alicia García Aguiar Psicoterapeuta especialista en Terapia Breve Estratégica y miembro afiliado oficial en España del CTS que dirige Giorgio Nardone. Encuentra en este blog el tratamiento para todo tipo de trastornos desde la TBE y la Terapia Breve en general y mantente informado de las últimas novedades sobre libros, cursos y seminarios de Giorgio Nardone

Mi perfil de Google+

DICCIONARIO INTERNACIONAL DE PSICOTERAPIA: CONCEPTO DE COMPLEMENTARIEDAD

G. Bateson y M. Mead abandonando Bali y llegando a Nueva Guinea en un bote.“Goodbye and Good Luck to Margaret Mead and Gregory Bateson,” 1938

En el ámbito del paradigma sistémico relacional, la complementariedad describe un patrón de relación donde el comportamiento y las aspiraciones de los individuos o del grupo difieren y se complementan recíprocamente. Esta modalidad relacional, si es vivida armónicamente, permite establecer un equilibrio dinámico y funcional. Fue Bateson, estudiando durante años el ritual Naven de los nativos Iatmul de Nueva Guinea, quien habló por primera vez de complementariedad (así como de simetría). Según Bateson, cada cultura establece un patrón propio conductual al que los individuos deben hacerse. El carácter común es, por tanto, el resultado de las relaciones entre los grupos e individuos en el interior de la comunidad. Tales relaciones, por la naturaleza dicotómica del pensamiento occidental, podrían caracterizarse como bipolares, de las cuales típicos ejemplos pueden ser autoridad-sumisión, admiración-exhibicionismo, asistencia-dependencia y manifestando principalmente uno de estos dos términos, los sujetos presentan sin embargo también el otro extremo de la relación. La interacción acumulativa entre individuos, grupos y culturas, lleva después a un proceso de diferenciación en las normas del comportamiento individual, definido por Bateson como esquismogénesisque puede expresarse de manera complementaria (por ejemplo en la estructuración de estratos sociales, clases, castas, etc) o simétrica (por ejemplo en la creación de facciones, clanes, naciones. etc).

Bateson y Mead

Watzlawick, Beavin y Jackson han aplicado los conceptos de Bateson a la terapia de pareja y familiar y en particular J. Haley ha distinguido dos posiciones en el interior del comportamiento complementario: one-up (que designa a quien tiene el control y define la relación) y one-down (relativo a quien se encuentra en posición secundaria, inferior); los diversos comportamientos de los miembros de la pareja o de los familiares se reclaman y se refuerzan el uno al otro, dando vida a una relación de

One up, one down (Oscar Ross)

interdependencia en la que los respectivos papeles son aceptados por los actores en cuestión (por ejemplo las relaciones madre-hijo, médico-paciente, instructor-alumno, enseñante-estudiante).

La esquismogénesis complementaria, en otras palabras, se da cuando uno de los protagonistas de la interacción se comporta de manera opuesta al otro o a los demás actores del juego. No representa, por tanto, en sí, un esquema relacional disfuncional. Pero la complementariedad puede resultar problemática si una persona llega a asumir y mantener siempre, y no solo en algunos momentos o áreas de la relación, una posición one-up o one-down, determinando una rigidez en la

Sana complementariedad

interacción. Problemas ligados a las relaciones complementarias se dan, por ejemplo, cuando uno de los comunicantes obtiene frente a una petición de confirmación del Sí en realidad una no confirmación y por tanto obtiene un creciente sentimiento de frustración y desesperación que puede también caracterizar al otro interlocutor. A veces incluso sucede que ciertos individuos parecen bien adaptados más allá del contexto comunicativo que mantienen con la pareja, mostrando de hecho la patología de su relación solo si se les observa junto a su “complementario”.

Por tanto desde esta perspectiva encaja perfectamente la teorización de folie a deux ideada por dos psiquiatras franceses, C. Lasègue y J.P. Falret, en 1877. Las conflictualidades complementarias resultan habitualmente menos explícitas y menos visibles que las simétricas, caracterizadas estas últimas por un elevado e intrínseco nivel de competitividad relacional.

  (Extraído de aquí)
Alicia García AguiarAutor: Alicia García Aguiar Psicoterapeuta especialista en Terapia Breve Estratégica y miembro afiliado oficial en España del CTS que dirige Giorgio Nardone. Encuentra en este blog el tratamiento para todo tipo de trastornos desde la TBE y la Terapia Breve en general y mantente informado de las últimas novedades sobre libros, cursos y seminarios de Giorgio Nardone

Mi perfil de Google+

DICCIONARIO INTERNACIONAL DE PSICOTERAPIA: PRESCRIPCIÓN DEL SÍNTOMA

 

boomerang-in-flight-1024x682-848x400

En la psicoterapia breve modelo MRI y breve estratégica modelo Nardone, clásica intervención paradójica por la cual se ordena a una persona que continue llevando a cabo un comportamiento, un pensamiento o una emoción problemática para llevar el problema a su resolución. El poder de estas intervenciones consiste en su capacidad de anular la resistencia al cambio y crear una oportunidad para el individuo de construir un equilibrio diferente. Diciendo a un individuo que continue con algo que se considera problemático se crea un doble vínculo, que lo llevará a un cambio inevitable tanto en el caso en que decida seguir la indicación como en el caso en que decida no seguirla. Esta intervención se prescribe a menudo cuando después de un atento análisis del problema se concluye que es difícilmente solucionable mediante métodos más convencionales. Por ejemplo, en el caso en el que un niño se comporte de manera incorrecta, prescribir el síntoma significa no solo decirle que continue comportándose así sino además animarlo a hacerlo mejor.  Puesto frente a esta prescripción, el chico tiene dos alternativas: puede decidir obedecer la directiva o parar completamente tal comportamiento. Si el chico obedece y por tanto continua comportándose mal, su “comportarse mal” se convierte en un acto de obediencia y no ya de rebelión. Si sin embargo el niño se rebela y desobedece la prescripción, no podrá continuar con su comportamiento molesto. En ambos casos la rebelión se anula, en virtud de haber sido prescrita. La prescripción del síntoma es uno de los ejemplos más significativos de la utilización en psicoterapia de la “paradoja de ser espontáneo” y representa el mecanismo lógico básico de muchas prescripciones de la terapia breve estratégica modelo Nardone, como por ejemplo la técnica de “la Peor Fantasía”  y la maniobra del “check-up ” para la hipocondría.

 

(Extraído de aquí)
(Extraído de aquí)

 

Alicia García AguiarAutor: Alicia García Aguiar Psicoterapeuta especialista en Terapia Breve Estratégica y miembro afiliado del CTS que dirige Giorgio Nardone. Encuentra en este blog el tratamiento para todo tipo de trastornos desde la TBE y la Terapia Breve en general y mantente informado de las últimas novedades sobre libros, cursos y seminarios de Giorgio Nardone

Mi perfil de Google+

DICCIONARIO INTERNACIONAL DE PSICOTERAPIA: LA PREGUNTA DEL MILAGRO

 

significado-suenos-enigma-Foto-Internet_LRZIMA20130405_0035_11

Maniobra principal de la psicoterapia breve focalizada sobre la solución. Tiene la finalidad de ayudar al cliente a proyectarse más allá del problema presentado, proporcionándole a él y al terapeuta informaciones útiles descriptivas a seguir para la solución de un problema.

Esta técnica -en inglés miracle question– nació por casualidad gracias a I.K.Berg, que experimentó por primera vez este tipo de intervención en respuesta a un cliente que, preso de desesperación, dijo: “quizás solo un milagro podría salvarme“.

274Berg y sus colegas intuyeron rápido la utilidad de este concepto, y así invitaron a los clientes a imaginar cómo serían sus vidas una vez eliminado el problema. La pregunta formulada después por de Shazer sería la siguiente: “Supongamos que esta noche mientras duerme le sucede un milagro y este problema se resuelve. ¿Cómo se daría cuenta? ¿Cómo sabría que el milagro ha sucedido? ¿Qué habría diferente? ¿Cómo se darían cuenta las personas en torno a usted?“. Gracias a esta pregunta el paciente y el terapeuta inician una búsqueda conjunta por el interior de la vida cotidiana del paciente para descubrir todas estas señales que indicarían que el milagro ha sucedido y el problema ha desaparecido. El efecto de la “pregunta del milagro” no se basa en las opiniones del terapeuta relativas a cómo el paciente debería vivir su propia vida, sino sobre las del propio paciente, que derivan de sus conocimientos y de sus habilidades personales.

mi-interpretacion-del-milagro-L-mlzSxZ

Aunque parezca una pregunta simple, el uso terapéutico de esta maniobra no es inmediata ni fácil de realizar. Antes de nada el coloquio que conduce a la pregunta requiere gran disciplina y autocontrol por parte del terapeuta orientado a la solución, que se debe abstener de dar interpretaciones o consejos no pedidos y debe permanecer sin embargo atento a cada matiz verbal y no verbal del cliente mientras explora su escenario “milagroso”. La pregunta , además,  requiere un cambio en el modo de pensar tanto del cliente como del terapeuta y su capacidad de focalizarse sobre la solución futura más que sobre el problema presente. A partir de esta maniobra G. Nardone ha puesto a punto una prescripción fundamental de la psicoterapia breve estratégica modelo Nardone, la prescripción del milagro.

 

(Extraído de aquí)
(Extraído de aquí)
Alicia García AguiarAutor: Alicia García Aguiar Psicoterapeuta oficial del Centro di Terapia Breve Strategica dirigido por Giorgio Nardone. Encuentra en este blog el tratamiento para todo tipo de trastornos desde la TBE y la Terapia Breve en general y mantente informado de las últimas novedades sobre libros, cursos y seminarios de Giorgio Nardone